Bizcocho de yogur con frutas del bosque

©Trinidad Padrón Bizcocho de yogur con frutos del bosque

Si me sigues desde hace tiempo sabes que suelo hacer mucho para mi familia el bizcocho básico de yogur  y que además suelo modificarlo para hacer muchas variantes, desde aromatizarlo con limón o añadiendo ingredientes como en el bizcocho de yogur con coco que también queda buenísimo. En esta ocasión te traigo una nueva versión con frutas del bosque al que le añadiremos licor de moras y frutas del bosque congeladas o frescas, dando como resultado un bizcocho más húmedo que en las recetas anteriores 😉

Ingredientes:

  • 3 huevos L
  • 1 yogur natural tipo Danone
  • 30 ml de licor de moras
  • 100 gr de frutos del bosque ( yo utilicé las congeladas de Lidl que me encantan ❤ que tiene cerezas,arándanos,frambuesas, moras y fresas)
  • 1 sobre de levadura tipo Royal
  • 2 medidas de yogur de azúcar
  • 3 medidas de yogur de harina común
  • 1 medida de aceite de oliva suave

©Trinidad Padrón Bizcocho de yogur con frutos del bosque

Preparación:

Detalles a tener en cuenta: el bizcocho va a quedar menos denso por lo que las frutas que pongas aunque las reboces en un poco de harina tienden a irse al fondo del molde y podrías tener problemas para desmoldar. Te recomiendo que utilices uno de silicona que te será menos problemático y recuerda siempre los ingredientes a temperatura ambiente.

Precalienta el horno a 180ºC

En un bol separa las claras de las yemas, bate las claras hasta punto de nieve y ve añadiendo el azúcar poco a poco y sigue batiendo hasta que se disuelva un poco. A continuación incorpora las yemas y vuelve a batir. Con ayuda de unas varillas manuales para que no pierdas el aire que has conseguido con el batido, añade el aceite, el yogur y el licor de mora. En otro bol a parte tamiza la harina con el sobre de levadura. Vierte la harina poco a poco y mezcla hasta que no quede grumos. Pon la mezcla en el molde y añade las fruta lo más distribuida que puedas por toda la superficie y mete en el horno.

Deja que se hornee aproximadamente 50 minutos y pincha para comprobar si está cocinado. Recuerda que la cocción depende de muchos factores, desde los moldes que utilices hasta el tipo de horno. En mi caso hasta pasado los 60 minutos no estuvo cocinado. Deja reposar en el molde unos 15 minutos, pasado este tiempo desmolda y deja enfriar en una rejilla.

Ya tienes listo tu bizcocho espero que te guste la receta y como siempre que la pongas en práctica 😉

Anuncios

Bundt Cake de fresas con nata.

 

©Trinidad Padrón Bundt cake de fresas con nata DA

Esta receta de fresas que comparto con todos vosotros, la encontré en el blog de I love Bundt Cake. Tenía todos los ingredientes y dió como resultado un delicioso bizcocho de sabor suave y delicado, con aroma a vainilla sabor a nata y con los trocitos ácidos de la fresa que lo hacen especial <3. Mi consejo es que si tienes la oportunidad no dudes en ponerla en práctica.

Ingredientes:

    • 190 gr de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
    • 150 gr de azúcar moreno
    • 150 gr de azúcar blanca
    • 4 huevos tamaño L
    • 2 vainas de vainilla
    • 200 ml de nata fresca
    • 260 gr de fresas cortadas en trocitos
    • 300 gr de harina de todo uso + una cucharada para enharinar las fresas
    • 2 cucharadas de postre de polvos de hornear.
    • 1/2 cucharita de café de sal

 

©Trinidad Padrón Bundt cake de fresas con nata DA

Preparación:

Precalienta el horno antes que nada calor arriba y abajo 180ºC. Mientras lava las fresas y sécalas con papel de cocina. Quítales las hojitas y corta en trozos pequeños y resérvalos.

Tamiza la harina con el polvo de hornear y la sal. Reserva.

Bate la mantequilla con los dos tipos de azúcar a velocidad media-alta durante unos tres minutos hasta tener una masa suave con los ingredientes integrados.

Agrega los huevos de uno en uno ligeramente batidos y cuando ya esté bien mezclados, añade las semillas de las dos vainas de vainilla y vuelve batir.

Añade la harina de tres partes alternando con la nata, comienza y termina con la harina. Bate a velocidad baja. Cuando esté todo integrado es momento de añadir las fresas que previamente has enharinado para que no se vayan todas para el fondo del molde. Mezcla con ayuda de una cuchara de cocina o espátula.

Engrasa el molde si fuera necesario. En mi caso utilicé uno que tengo de silicona que me encanta y por lo tanto no tengo que hacerlo. Dejamos hacer a 180ºC durante unos 60 minutos aproximadamente.

Saca del horno y dejar que enfríe el bizcocho dentro del molde sobre una rejilla. Puedes desmoldar cuando el molde esté frío.

Espero que te haya gustado y la pongas en práctica.

Bizcocho de chocolate

Bizcocho de chocolate

Esta es una de las recetas recopilatorias que tenía en mis comienzos de esta andadura de ser bloguera. Es un bizcocho de chocolate muy sencillo en el que la medida a utilizar es el vaso de cristal del bote pequeño de la crema de Nocilla. Un bizcocho saludable que contiene en uno de sus ingredientes el aceite de oliva, aunque si quieres puedes ponerle aceite de girasol.

Ideal para el desayuno o merienda de los más pequeños de la casa, además como es tan esponjoso y suave puede ser una opción ideal como bizcocho para una tarta.

Vamos a su elaboración.

 Ingredientes:

  • 1 medida de vaso de aceite (oliva suave o girasol)
  • 1 medida de vaso de leche
  • 1 medida de vaso de azúcar
  • 2 medidas de harina de trigo para repostería
  • 1 medida de cacao soluble  (Cola Cao, Nesquik,…)
  • 4 huevos grandes L
  • 1 sobre de levadura tipo Royal

 

Bizcocho de chocolate 2

Preparación:

Recuerda que todos los ingredientes tienen que estar a temperatura ambiente.

Precalienta el horno a 180ºC calor arriba y abajo.

Con ayuda de un batidor eléctrico bate las claras hasta que estén bien montadas y después añade el azúcar poco a poco hasta que esté completamente disuelto.

A continuación incorpora las yemas de los huevos y sigue batiendo. Luego añade el aceite y la leche. No añadas el siguiente ingrediente hasta que el anterior esté completamente integrado.

Después tamiza la harina con la levadura  y reserva.

Ahora con ayuda de una batidor manual o una espátula, añade el cacao  y después la harina poco a poco. Con paciencia vamos mezclando intentando no dejar ningún grumo.

Vierte la mezcla en un molde y ponlo en el horno que estará a 180ºC. Dejamos que se cocine entre 40 o 45 minutos. Ten en cuenta que depende del tipo de horno que tengas, en mi caso es un horno es sin ventilador y se hizo en 45 minutos. Lo ideal es pinchar el bizcocho antes de sacarlo, cuando salga limpio ya está en su punto.

Deja enfriar el molde con el bizcocho en una rejilla unos 5 minutos y después desmolda. Ya sólo tienes que dejar que se enfríe por completo y si quieres decorarlo con azúcar glass.
Espero que te guste y lo pongas en práctica 😉

Bizcocho de yogur al limón, un básico en la repostería.

Bizcocho de yogur de limón 013 copia

Receta ideal para aquellos que no se atreven hacer un bizcocho. No necesitas pesa, sólo la medida del vaso del yogur. En el siguiente enlace podéis ver una variación hecha por mí de la misma receta pero ideal para los amantes del coco ( Bizcocho de Yogur con sabor a coco).

Aquí os dejo algunos consejos para que os quede esponjoso, suave y os suba. Primero tenéis que tener en cuenta que los ingredientes tienen que estar a la misma temperatura, porque no sube igual. Lo ideal es que estén a temperatura ambiente, tanto los huevos como el yogur, os quedará más esponjoso. Yo a veces si no tengo tiempo saco los huevos de la nevera y el yogur haciéndolo sobre la marcha porque están los dos a la misma temperatura, pero mejor a temperatura ambiente. En la receta utilizo limón verde ecológico porque da más sabor. También utilizo aceite de oliva de sabor suave.

El molde que utilicé es una flanera de aluminio de las de toda la vida de 22 cm de ancho en la parte mas ancha.

Bizcocho de yogur de limón 013 copia

Ingredientes

  • 3 huevos L
  • 3 medidas del vaso de yogur de harina para repostería.
  • 2 medidas del vaso de yogur de azúcar normal.
  • 1 medida de yogur de aceite de oliva sabor suave (se puede utilizar aceite de girasol).
  • 1 yogur (preferiblemente del mismo sabor que vayas hacer, para intensificar el sabor.)
  • La ralladura de un limón verde ecológico.
  • 1 cucharadita de café de levadura tipo Royal.

 

Bizcocho de yogur de limón 017 copia

Preparación.

Precalienta el horno a 180ºC arriba y abajo. Separa las yemas de las claras. Bate las claras con ayuda de una batidora con varillas hasta que queden bien esponjosas no llegando al punto de nieve y añade poco a poco el azúcar. Pon las yemas y sigue batiendo. Ahora la ralladura de limón. Sigue mezclando y vierte poco a poco el aceite. Cuando esté todo integrado añade el yogur.

Y por último añadimos la cucharita de levadura a la harina y mezclamos. A continuación tamizamos la harina sobre la mezcla poco a poco. En este caso es importante no seguir batiendo, sino que con ayuda de una espátula o batidora de varillas manual vamos mezclando todo de forma que no queden grumos.

 Vertemos la mezcla sobre el molde que vayamos a utilizar. Si es uno metálico os recuerdo que hay que untarlo de mantequilla y espolvorearlo con un poco de harina para después poderlo desmoldar. Si es un molde de silicona, las primeras veces que vayas a utilizarlo ponle mantequilla solamente para que no se te pegue. Normalmente en los siguientes usos ya no te haría falta. También hay que tener en cuenta que la cocción en un molde de aluminio y uno de silicona suele variar, así que tendrás que estar pendiente. En mi caso yo pongo en el horno eléctrico a 180 grados calor arriba y abajo durante 45 minutos aproximadamente y queda perfecto. Siempre pincharemos con un cuchillo y si sale limpio ya está hecho.

Sacamos del horno y lo dejamos en el molde unos 15 minutos aproximadamente y delmoldamos.

Bizcocho de yogur de limón 019 copia

Y tachán,….. ya lo tenemos. En mi caso cuando ya está frío lo espolvoreé con azúcar glass porque a mis peques les encanta así. ¿Te gusta el mantelito?, pues una labor de mi hija mayor. Super contenta que lo haya utilizado para la sesión de fotos. Espero que os haya gustado la receta y te animes a ponerla en práctica 😉